Cómo pedir trabajo

Buscar trabajo puede ser una tarea abrumadora, especialmente si no se sabe cómo empezar. Es importante tener en cuenta que no basta con enviar un currículum: hay que hacer una presentación convincente y una propuesta de trabajo atractiva. En este artículo, se brindarán consejos sobre cómo pedir trabajo de manera efectiva, desde definir lo que se quiere hacer y en qué empresa, hasta estructurar una carta de presentación adecuada y hacer seguimiento después de enviarla.

Definir lo que se quiere hacer y dónde

Lo primero que hay que hacer antes de pedir trabajo es definir qué tipo de trabajo se quiere hacer y en qué empresa se quiere trabajar. No es suficiente con decir “quiero un empleo”. Es crucial ser específico: ¿En qué posición le gustaría trabajar? ¿Qué experiencia tiene en esa área? ¿Qué empresa le interesa? ¿Por qué esa empresa?

Es significativo resaltar las fortalezas y experiencia previa para hacer una propuesta de trabajo no solicitado efectiva. Hay que enfocarse en lo que se puede ofrecer, no solo en lo que se quiere.

Seleccionar opciones y aclarar aportación

Una vez que se tiene en mente qué tipo de trabajo se quiere hacer y en qué empresa, es crucial investigar sobre ella y el área específica de interés. Es necesario hacer una lista de varias empresas que cumplan con los requisitos.

Es recomendable identificar a quién pedirle trabajo en la empresa. Si no se sabe quién es la persona encargada de recibir solicitudes de empleo, se puede averiguar en Internet o preguntar directamente en la empresa. En algunos casos, el departamento de recursos humanos es el encargado de recibir las solicitudes de empleo.

También es clave saber qué se puede aportar a la empresa. Es recomendable resaltar las habilidades y fortalezas que pueden ser útiles para el trabajo deseado.

Estructura de la carta de presentación

La carta de presentación es una parte relevante del proceso de solicitud de empleo. Su objetivo es presentar al solicitante y su perfil profesional de manera creativa y bien estructurada.

La estructura de la carta de presentación debe seguir una estructura clara: hablar de la empresa, hablar de uno mismo y de su experiencia, y proponer una colaboración. Es recomendable ser claro y conciso, y enfocarse en las fortalezas y habilidades relevantes para el trabajo deseado.

Consejo: No hace falta escribir una novela. Con una carta de presentación de una página es suficiente.

Seguimiento después de enviar la carta

Después de enviar la carta de presentación, es vital hacer seguimiento después de dos semanas si no se recibe respuesta. Una buena manera de hacerlo es enviar un segundo y tercer correo electrónico, pero no más de eso. El objetivo es conseguir una entrevista, no molestar al destinatario.

¿Has visto esto?  ¿A las cuantas faltas te corren de un trabajo?

Sabiendo esto, pedir trabajo efectivamente implica definir lo que se quiere hacer y en qué empresa se quiere trabajar, investigar y seleccionar opciones, estructurar una carta de presentación adecuada y hacer seguimiento después de enviarla. Si se siguen estos consejos y se muestra compromiso y profesionalismo, es más probable que el solicitante obtenga una respuesta positiva a su solicitud de empleo.

Consejos para hacer una buena entrevista de trabajo

Si estás en busca de empleo, probablemente te hayas preguntado qué debes hacer para tener éxito en una entrevista de trabajo. La respuesta es: prepararte bien. Es clave conocer la empresa y el puesto al que aspiras, y tener respuestas preparadas para las preguntas que puedan hacerte.

Preparación para la entrevista

Antes de la entrevista, es significativo investigar sobre la empresa y el puesto de trabajo. Busca información en internet, redes sociales y otras fuentes, para que conozcas la misión y valores de la empresa, su historia y objetivos corporativos y de qué trata el puesto en sí. También es crucial tener varias respuestas preparadas ante preguntas que puedan hacerte acerca de tus fortalezas, debilidades y cómo reaccionarías ante situaciones determinadas.

Actitud positiva

Mantén durante la entrevista una actitud positiva, mostrándote interesado en la empresa y evitando quejarte de experiencias anteriores. No sólo debes prestar atención a lo que el entrevistador dice, sino que además debes demostrar que estás escuchando y asimilando lo que se te dice. Esto dará una imagen positiva de ti y de tu calidad como candidato.

Preguntas y muestra de interés

No tengas miedo de hacer preguntas específicas sobre la empresa y el puesto al final de la entrevista. Esto demostrará que estás interesado en el trabajo y que has investigado de antemano. También es clave que muestres interés en la empresa y en el puesto de trabajo. De esta forma, el entrevistador podrá ver que no solamente te interesa el salario o las condiciones laborales.

Evaluación de la entrevista

Al finalizar la entrevista, dedica unos minutos a evaluar cómo ha ido todo. Piensa en qué preguntas te han hecho, cómo has respondido y si tus respuestas han sido claras y coherentes. Asimismo, evalúa lo que has hecho bien y aquello que puedes mejorar para futuras entrevistas.

¿Has visto esto?  Explorando la Naturaleza de una Hipótesis de Trabajo en la Investigación

Recapitulando

En resumidas cuentas, para hacer una buena entrevista de trabajo, es fundamental que te prepares antes, tengas una actitud positiva, hagas preguntas específicas sobre la empresa y el puesto y evalúes cómo ha ido todo. De esta forma, aumentarás tus posibilidades de éxito y podrás demostrar que eres un candidato ideal para la empresa.

Consejos para hacer una buena presentación personal en una entrevista de trabajo

En muchas empresas, la presentación personal en una entrevista de trabajo es una parte decisiva del proceso de contratación. Por eso, es vital seguir algunos consejos para hacer una buena presentación que permita a los reclutadores evaluar nuestras habilidades y conocimientos sobre el puesto.

Las presentaciones en entrevistas de trabajo son una oportunidad para que los candidatos presenten sus habilidades y conocimientos sobre el puesto. Es esencial prepararse y enfocarse en lo que es más vital para el público. Además, las empresas pueden evaluar las habilidades de presentación de un candidato, especialmente si el puesto implica hacer presentaciones a clientes o a la alta dirección.

La preparación es clave para realizar una excelente presentación en la entrevista. Es fundamental investigar sobre la empresa y el puesto que se ha solicitado, así como sobre los entrevistadores. También es significativo alinear la presentación con las necesidades de los reclutadores y tener claro los detalles de la entrevista. Es recomendable practicar la presentación antes de la entrevista para estar seguro de que se está en el camino correcto.

Para mantener a la audiencia enganchada a las diapositivas, es crucial que la presentación esté bien estructurada y se centre en lo que es más crucial para el público. De esta forma, se puede mantener su atención y también mostrar nuestras habilidades de organización y oratoria.

  • Visme y PowerPoint son herramientas de presentación que pueden ser utilizadas para hacer presentaciones en entrevistas de trabajo.
  • Los Recursos Humanos (RRHH) pueden proporcionar información sobre los entrevistadores, lo que puede ser útil para preparar la presentación.
  • Es crucial entender el contexto de la industria en la que se trabaja. Por ejemplo, en la industria de la contabilidad es clave comprender los aspectos legales y fiscales de la misma.
  • Las industrias del petróleo y gas, minería, tecnología, construcción, sanidad, finanzas o entretenimiento son mencionadas como ejemplos de industrias en las que se puede trabajar y que es vital entender para el puesto que se está solicitando.
¿Has visto esto?  ¿Me Pueden Descansar por Falta de Trabajo en México y Cuándo es Legal?

Consejos para hacer una buena impresión en una entrevista de trabajo en línea

En la actualidad, debido a la pandemia por COVID-19, las relaciones interpersonales han cambiado drásticamente, lo que ha llevado a un crecimiento exponencial del consumo digital en Colombia. Por esta razón, cada vez son más comunes las entrevistas de trabajo en línea. Para generar una buena impresión en la comunicación virtual, es significativo seguir algunos consejos clave.

Comunicación no verbal

La comunicación no verbal es fundamental en la comunicación virtual. Las expresiones faciales, la mirada, los gestos, la postura, la apariencia, el paralenguaje y la cronémica son aspectos que influyen en la percepción que los demás tienen de nosotros. Es significativo asegurarse de que nuestra comunicación no verbal sea coherente con el mensaje que estamos transmitiendo verbalmente.

Preparación previa

Antes de la entrevista, es crucial prepararse adecuadamente. Investigar sobre la empresa, el puesto al que se está aplicando y revisar el currículum son aspectos importantes a tener en cuenta. Asimismo, es fundamental contar con una conexión a Internet estable y una buena iluminación en el lugar donde se realizará la entrevista.

Actitud positiva y profesionalismo

Una actitud positiva y un comportamiento profesional son esenciales para hacer una buena impresión en una entrevista de trabajo en línea. Es relevante ser puntual, vestir adecuadamente y mostrar interés en el puesto y en la empresa. Además, es fundamental mantener la calma y la serenidad durante la entrevista.

Consejos adicionales

Además de los aspectos mencionados anteriormente, existen otros consejos que pueden ayudar a brindar la mejor impresión en una entrevista de trabajo en línea. Por ejemplo, es clave mantener una buena comunicación auditiva, hablar de forma clara y concisa, evitar interrupciones y preguntar al final de la entrevista sobre los próximos pasos a seguir en el proceso de selección.

Recuerda que una buena impresión en una entrevista de trabajo en línea puede marcar la diferencia entre conseguir o no el puesto deseado. Sigue estos consejos y estarás más cerca de lograrlo.

Contáctanos

Estamos en Tlalpan 1036, col. Nativitas, Del. Benito Juárez, CP 03500, Ciudad de México.