Remedios caseros para flemas en bebés recién nacidos

Los bebés recién nacidos son especialmente vulnerables a resfriados, catarros y gripes, lo que puede causarles un exceso de flemas y dificultades para respirar. Es importante saber cuáles son los síntomas comunes de estas enfermedades, para poder identificarlos y tratarlos de manera adecuada. Algunos de estos síntomas incluyen la tos, la congestión nasal, la falta de apetito, la fiebre y el llanto excesivo.

Tipos de tos en bebés

En el caso de la tos, es crucial distinguir entre la tos seca y la tos productiva. La tos seca es aquella en la que el bebé no expulsa ninguna secreción, mientras que la tos productiva es aquella en la que el bebé expulsa mucosidad o flemas. Para aliviar estos síntomas, existen algunos remedios caseros que se pueden utilizar.

Remedios caseros para aliviar la tos en bebés

  • Hidratación: Es crucial que el bebé esté bien hidratado, ya que esto ayuda a que las flemas se vuelvan más fluidas y sea más fácil expulsarlas. Se recomienda darle agua, leche materna o fórmula con regularidad.
  • Miel: La miel puede ser un remedio muy efectivo para aliviar la tos en bebés mayores de un año. Se puede mezclar con un poco de agua tibia y darle al bebé con una cucharadita. Esto tiene propiedades antibacterianas y antiinflamatorias que ayudan a descongestionar las vías respiratorias.
  • Cebolla: La cebolla tiene propiedades expectorantes y mucolíticas que son muy útiles para aliviar la tos y la congestión nasal. Para utilizarla, se puede cortar en rodajas y ponerla debajo de la cuna del bebé o en una habitación cerrada. También se puede cortar en pequeños trozos y mezclar con miel. La mezcla se puede colocar en un pañuelo y dejarlo cerca del bebé para que inhale los vapores.
  • Postura erguida: Es recomendable mantener al bebé en una posición erguida mientras está despierto, ya que esto ayuda a que las flemas salgan más fácilmente. Además, se recomienda que duerma con la cabeza elevada.
  • Humidificador: Un humidificador puede ser muy útil para aliviar la tos y la congestión nasal en bebés. Esto ayuda a que las flemas se vuelvan más fluidas y sea más fácil expulsarlas.
  • Limpiezas nasales: Es significativo mantener las fosas nasales del bebé limpias para evitar la acumulación de mucosidad. Se puede utilizar una solución salina para hacer lavados nasales con una perilla o un spray nasal.
Relacionado  Remedios caseros contra la caspa: Estrategias naturales para un cuero cabelludo saludable

Advertencias sobre el uso de medicamentos anticatarrales en niños pequeños

Es relevante tener en cuenta que los medicamentos anticatarrales no están recomendados para bebés menores de dos años, ya que pueden tener efectos secundarios graves. Siempre es mejor optar por remedios naturales y consultar al pediatra si se tiene alguna duda.

Recomendaciones de la Asociación Española de Pediatría (AEP) y la agencia del medicamento de Estados Unidos (FDA) sobre el uso de medicamentos para el catarro en niños menores de dos años

Tanto la AEP como la FDA recomiendan que no se utilicen medicamentos para el catarro en bebés menores de dos años, ya que no son efectivos y pueden ser peligrosos. Es esencial seguir las recomendaciones del pediatra y optar por remedios naturales.

Cómo preparar suero fisiológico casero para bebés con flemas

El suero fisiológico es una solución salina compuesta por agua y sal que se utiliza para la rehidratación rápida del cuerpo por vía intravenosa. Además, es muy útil para aliviar la congestión nasal, limpiar los ojos y limpiar heridas. En el caso de los bebés, el suero fisiológico casero puede ser una excelente opción para aliviar la congestión nasal y la mucosidad en las vías respiratorias superiores.

Cómo hacer suero fisiológico casero

Para hacer suero fisiológico casero necesitamos agua limpia, sal de mesa y un recipiente hermético. La preparación es muy sencilla y consta de tres pasos:

  • Calentar una taza de agua.
  • Añadir una cucharadita de sal de mesa y mezclar hasta que se disuelva por completo.
  • Dejar enfriar y guardar en un recipiente hermético.

Es vital tener en cuenta que este suero fisiológico casero solo debe utilizarse para uso externo, como lavados nasales oculares y la limpieza de heridas. Por lo tanto, no debe administrarse por vía intravenosa

Usos del suero fisiológico en el día a día

El suero fisiológico es una solución muy versátil que se puede utilizar en muchos aspectos de nuestra vida cotidiana. En el caso de los bebés, este suero es muy útil para aliviar la congestión nasal, limpiar los ojos y tratar la conjuntivitis. También se puede utilizar para limpiar y desinfectar heridas y quemaduras.

Relacionado  Remedios Caseros Para Crecer la Barba: Soluciones Naturales Para una Barba Frondosa

Cómo aplicar el suero fisiológico

Para hacer un lavado nasal a bebés o niños se necesita suero fisiológico en monodosis y una perilla o aspirador nasal. Es fundamental colocar al bebé en una posición en la que pueda sujetarlo bien para evitar cualquier movimiento brusco.

  • A continuación, se aplica la monodosis de suero fisiológico en una de las fosas nasales.
  • Luego se presiona la perilla nasal o se utiliza un aspirador nasal para extraer la mucosidad.
  • Se repite el procedimiento en la otra fosa nasal.

Cuando se trata de la limpieza de heridas con suero fisiológico, es clave asegurarse de eliminar cualquier suciedad o escombros del área antes de utilizar la solución. Además, al lavar los ojos de los bebés también se puede utilizar suero fisiológico en monodosis aplicando unas gotas en cada ojo.

Tratamiento natural para flemas en bebés recién nacidos: consejos de expertos

Es común que los bebés y niños sufran de mucosidad y flemas, ya que son un mecanismo de defensa del organismo para expulsar las sustancias dañinas. Sin embargo, es vital mantener un buen cuidado para evitar complicaciones como la bronquiolitis, bronquitis o asma.

Consejos para aliviar la mucosidad y congestión

  • La hidratación es fundamental para fluidificar las secreciones.
  • Se debe mantener un ambiente ventilado y húmedo para favorecer la expectoración.
  • Los lavados nasales con suero fisiológico ayudan a descongestionar las fosas nasales.
  • La postura del bebé puede influir en la sensación de ahogo, por lo que se recomienda mantenerlo con la cabeza elevada.
  • Un fisioterapeuta especialista puede ayudar en el tratamiento de afecciones respiratorias en niños.

Higiene y prevención

Es crucial extremar las medidas de higiene para prevenir el contagio al resto de la familia. Se recomienda el uso de pañuelos desechables y lavado de manos frecuente. En caso de que el niño tenga fiebre superior a 38,5 ºC o dure más de tres días, entre otros síntomas, se deberá acudir al pediatra.

Pediatra y Guía Práctica de Salud

Se recomienda llevar al niño o niña a la consulta del pediatra ante cualquier duda o si los síntomas se prolongan en el tiempo. La Guía Práctica de Salud de la Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria puede ser una herramienta útil para recordar cuándo acudir al pediatra en caso de que el niño tenga algunos síntomas como fiebre o vómitos.

Relacionado  Remedios caseros para la acumulación de cera en los oídos

Suero fisiológico

El suero fisiológico es una solución salina que se utiliza para aliviar la congestión nasal en los bebés y niños. Se puede aplicar mediante cuentagotas o en aerosol.

Remedios caseros para descongestionar la nariz de un bebé recién nacido con flemas

Es común que los bebés recién nacidos tengan congestión nasal debido a infecciones virales o alergias. Esta situación puede ser complicada tanto para el bebé como para los padres, ya que afecta su calidad de vida y el estado de ánimo del bebé. Por suerte, existen remedios caseros que pueden ayudar a aliviar los síntomas.

Remedios caseros efectivos

  • Solución salina: La solución salina es una solución efectiva para ayudar al bebé a desprenderse de la mucosa. Es crucial prestar atención a las indicaciones del pediatra al usar este método.
  • Vapor: El vapor también es una opción efectiva para aliviar la congestión nasal. Puede crear un ambiente de sauna en el baño para ayudar al bebé a respirar mejor.
  • Humidificador: El uso de humidificadores eléctricos puede ayudar a humidificar el aire y descongestionar al bebé.
  • Mantener al bebé hidratado: Es significativo mantener al bebé hidratado para que la mucosa sea más fluida y se expulse con más facilidad. Se recomienda darle agua o leche materna con frecuencia.

Precauciones importantes

Es relevante tener ciertas precauciones al momento de aliviar la congestión nasal del bebé. Consulta con un pediatra antes de utilizar cualquier remedio casero. Además, es recomendable mantener al bebé alejado de ventiladores, aires acondicionados o calefacciones y sentarlo en lugar de mantenerlo acostado durante el mayor período de tiempo posible. Ten en cuenta que el Vicks VapoRub no es seguro para niños menores de dos años.

El doctor Julián Alvarado, neumólogo, insiste en la importancia de mantener al bebé alejado de ventiladores, aires acondicionados o calefacciones y sentarlo en lugar de mantenerlo acostado durante el mayor período de tiempo posible.

De esta forma, existen remedios caseros efectivos para aliviar la congestión nasal del bebé recién nacido. Sin embargo, es significativo seguir las recomendaciones del pediatra y tomar las precauciones necesarias para evitar complicaciones.

Publicado originalmente en https://situam.org.mx/remedios-naturales/remedios-caseros-para-flemas-en-bebes-recien-nacidos.html

Contáctanos

Estamos en Tlalpan 1036, col. Nativitas, Del. Benito Juárez, CP 03500, Ciudad de México.